Hornear

Bobalki


Ingredientes para hacer bobalek

  1. Leche 3.2% grasa 480 mililitros
  2. Mantequilla 120 gramos
  3. Harina de trigo 900 gramos
  4. Azúcar 100 gramos
  5. Levadura seca 4.5 cucharaditas
  6. Sal 2 cucharaditas
  7. 2 huevos
  8. Miel de flores para regar platos
  9. Semillas de amapola para rociar
  10. Aceite vegetal para engrasar una bandeja para hornear
  11. Agua purificada 4-5 cucharadas
  • Ingredientes principales Masa de levadura, miel
  • Sirviendo 8 porciones

Inventario:

Cacerola - 2 piezas, Cocina, Cuchara, Tamiz, Tazón - 2 piezas, Espátula de madera, Cuchillo, Toalla de tela, Bandeja para horno, Papel para hornear, Horno, Guantes de cocina, Colador, Plato hondo

Frijoles para cocinar:

Paso 1: prepara la mezcla de crema de leche.

Ponga la mantequilla en una cacerola y vierta la leche en el mismo recipiente. Ponemos la sartén en un fuego pequeño y, revolviendo los dos ingredientes con una cucharada, permitimos que la mantequilla se derrita por completo en la leche. Atención: No es necesario hervir la leche por completo, es suficiente que esté tibia y el aceite se haya disuelto por completo, tenemos una mezcla homogénea de crema de leche. Atención: si sacó el aceite del congelador y está muy congelado, antes de colocarlo en una sartén con leche, déjelo en un plato para que el ingrediente del aceite se derrita por sí solo a temperatura ambiente y solo después de eso lo transferimos al recipiente.

Paso 2: prepara la harina.

Para hacer bobalki exuberante y sabroso, use harina de trigo premium y molienda fina. Antes de amasar la masa, es necesario tamizar la harina a través de un tamiz en un recipiente separado para que no quede grumos y se enriquezca con oxígeno del aire. Esto no solo mejorará la calidad del ingrediente de harina, sino que también facilitará su amasado.

Paso 3: prepara la mezcla de harina.

En el tazón con harina tamizada, agregue la cantidad necesaria de sal, azúcar y levadura seca. Con una cuchara de madera, todos los componentes se mezclan bien hasta obtener una mezcla homogénea.

Paso 4: prepara los huevos.

Antes de liberar las claras de huevo y las yemas de la cáscara, lavaremos bien los huevos con agua tibia. Luego, con un cuchillo de cocina, rompa la cáscara del huevo sobre un tazón libre y vierta las claras y las yemas en este tazón.

Paso 5: prepara la masa.

En un tazón con la mezcla de harina, vierta gradualmente la mezcla de crema y leche del recipiente, mientras revuelve todos los ingredientes con una cuchara de madera para que la harina no se forme grumos. Cuando la mezcla de harina se disuelva por completo en la mezcla de crema de leche y se obtenga una mezcla de prueba homogénea, agregue las claras de huevo y las yemas. Seguimos amasando bien la masa. Luego lo trasladamos a la mesa, triturado con harina, y amasa el componente de prueba hasta que deje de pegarse a las manos. La masa debe ser uniforme en consistencia y elástica. Lo principal es que no es necesario amasarlo fuertemente para que no pase de elástico a muy denso. Entonces nuestros productos horneados pueden subir mal, y el bobalka estará crudo por dentro. Engrase ligeramente un recipiente hondo con aceite vegetal y transfiera la masa a él. Cubra el recipiente con una toalla de tela limpia y colóquelo en un lugar cálido. por 30-40 minutos. Durante este tiempo, el ingrediente de prueba aumentará 2 vecesya que la levadura, comenzando a fermentar, produce dióxido de carbono, que afloja la masa. Por lo tanto, para eliminar el exceso de dióxido de carbono del componente de prueba, asegúrese de deslizar, es decir, presione varias veces con las manos sobre la masa. Luego lo dejamos subir nuevamente, cubriendo el recipiente con una toalla y colocándolo en un lugar cálido por 45 minutos

Paso 6: hornee las bolas de prueba.

En la mesa de la cocina, machacada con harina, transfiera la masa del tazón y amase nuevamente con las manos. Luego, con un cuchillo, separamos una pequeña parte de la masa de prueba y formamos un rodillo delgado. Usando el mismo inventario afilado, lo cortamos en pequeños cubos iguales, y de ellos formamos bolas: bobalki con nuestras palmas. Cubrimos la bandeja para hornear con papel de hornear y colocamos las bolas de prueba a una pequeña distancia entre sí. Déjalos preparar para otro 10-15 minutos En este momento, precaliente el horno a una temperatura 180 ° C, y cuando la masa vuelva a subir, pon nuestros productos horneados en el horno para hornear por 12-15 minutos. Cuando los coles están ligeramente dorados, con la ayuda de tachuelas sacamos una bandeja para hornear del horno y la dejamos enfriar.

Paso 8: prepara la miel.

Antes de regar el plato terminado con miel, debe calentarse para que el ingrediente de un estado viscoso se vuelva líquido. Para hacer esto, en una cacerola pequeña con una cucharada, transfiera la miel y ponga el recipiente a fuego medio. Revuelva constantemente la miel con los mismos cubiertos, hierva y con la ayuda de agarraderas, retire la sartén con nuestro ingrediente del fuego. Deja que la miel se enfríe un poco.

Paso 9: prepara el bobalka.

Los bollos ligeramente enfriados se transfieren de una bandeja para hornear a un colador y se rocían con agua para que se humedezcan un poco en la parte superior. Después de eso, cambiamos los pasteles a un plato hondo y los vertimos encima con miel tibia. Después: espolvoree bobalki con semillas de amapola. Usando una cuchara de madera, mezcle cuidadosamente los bobals en un recipiente para que la miel y la amapola se distribuyan uniformemente en toda la superficie de nuestra cocción.

Paso 10: sirve el bobalka.

Sirva el bobalki en un plato hondo en la mesa festiva junto con el resto de los platos navideños. Qué fragantes y sabrosos resultaron nuestros bollos. ¡Que tengan una buena Navidad y buen provecho!

Consejos de recetas:

- - No exagere con azúcar en la masa, ya que los bollos pueden quemarse durante la cocción o no resultará exuberante.

- - Para la preparación de la prueba, es mejor usar leche casera con un alto porcentaje de contenido de grasa. Por supuesto, puedes amasar la masa en el agua, pero tus pasteles no serán tan fragantes. Después de todo, es el ingrediente lácteo el que mejora la viscosidad y la friabilidad de la masa, por lo que los bollos resultarán no solo fragantes, sino también con una corteza brillante.

- - No ponga la masa en una corriente de aire, ya que puede subir mal, y de esto el bobalka no resultará magnífico.

- - Amasar la masa depende de la calidad de la harina: cuanto mayor es el porcentaje de gluten en ella, más fácil es amasarla. Por lo tanto, cuando compre harina, mire el indicador de gluten en el paquete. Su contenido en el ingrediente de harina debe ser al menos del 24%.